martes, 3 de agosto de 2010

DELIRIUMS & MURMULLOS DA MARGE, el mono tucán: PELIGROSAMENTE INACABADO (SIST. CHOPI DREAM)

4 comentarios:

LULÚ dijo...

me debem 2 pesos.

ZUKERFELD dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
T. PLACERES dijo...

OK. TE LOS DESCONTAMOS DE TU CUOTA DE AGOSTO DEL "CLUB FAULDUO".

(SI NO LO HABLAS CON DANILUK, EL ADMINISTRATIVO O ADRIÁN, EL TE AGILIZARÁ TODOS LOS TRÁMITES)

KISSES,

Claudio C. dijo...

Como Chopi, Camoranesi deberá pagarle $200 mil a un futbolista por haberlo lesionado en 1994 el 09/08/10 a las 17:13 y es un hecho que ocurrió cuando el campeón del mundo con Italia en 2006 jugaba en Aldosivi de Mar del Plata un clásico contra Alvarado. Para los jueces, mostró un "grosero apartamiento de las reglas del deporte" y fue "manifiestamente desleal".
IMÁGENES

OTROS TIEMPOS. Camoranesi, con la camiseta de Aldosivi. (Archivo Clarín)
La patada la dio hace más de 15 años. Sin embargo, Mauro Camoranesi -argentino nacionalizado italiano, campeón del Mundo con la Azzurra en Alemania 2006- deberá pagar ahora por los daños. Así lo sentenció la Cámara Civil y Comercial de Mar del Plata, que condenó al futbolista a indemnizar con $ 200 mil a otro jugador al que lesionó en 1994.
Era el 14 de agosto de ese año. Un joven Camoranesi tenía un presente alejado del fútbol europeo (actualmente juega en Juventus y está a punto de pasar al Birmingham de Inglaterra) y defendía los colores de Aldosivi. En su camino se cruzó Roberto Pizzo, de Alvarado, quien recibió un planchazo que lo dejó fuera de combate: operación y una larga rehabilitación.
El fallo, firmado en mayoría por los jueces Ramiro Rosales Cuello y Roberto Loustaunau, subraya que "si bien no se puede calificar el accionar como intencional, denota una notoria torpeza, un exceso en la práctica del deporte, anormal y evitable" por parte de Camoranesi.
El campeón con Italia en el Mundial 2006 incurrió en un "grosero apartamiento de las reglas del deporte", según se desprende de "apreciar en reiteradas oportunidades las imágenes contenidas en el video del partido durante el cual se produjera el suceso cuyas consecuencias se demandan".
"No he logrado desterrar la impresión inicial de innecesaria y brutal agresión que dejara el comportamiento protagonizado por el demandado. Camoranesi se desentiende por completo del recorrido del balón yendo directamente a la intercepción de la humanidad de su contrincante", describe la sentencia. "Aún siendo culposa, la acción del demandado fue manifiestamente desleal, excesiva y groseramente violatoria del reglamento de juego", subrayó el voto de mayoría.
Sin embargo, otro juez se mostró en disidencia. Se trata del camarista Alfredo Méndez, quien sostuvo que "quien practica el fútbol sabe que en todo partido se producen inevitablemente numerosas infracciones y se pueden lesionar los jugadores".
"En la lesión del actor no hubo una acción por parte de Camoranesi que pueda ser calificada de extraordinaria o poco habitual, (fue) una "típica acción de pelota dividida, en la que ambos contendientes obran con ímpetu en la disputa del balón", consideró Méndez.